Tips para elegir correctamente un cepillo para cabello

tipo de cepillo cabello portada
puhhha vía Shutterstock

La salud de tu cuero cabelludo no sólo depende de los cuidados que le des en la ducha, hábitos tan simples como el cepillado diario pueden hacer una gran diferencia. Por lo mismo es recomendable que conozcas tu tipo de cabello para elegir el cepillo ideal desde el principio.

cabello cepillar
mysticlight cía Shutterstock

Los expertos en cosmetología y cuidado de la Academia Americana de Dermatología (AAD) se enfocan en la salud del cuero cabelludo desde ese punto, y constantemente dan consejos sobre la elección de cepillo que conviene a cada tipo de cabello:

Cabello normal de semi largo a largo

cepillo atras sitnetico
gpointstudio vía Shutterstock

Requieres de un cepillo de cerdas delgadas y flexibles que pueda deslizarse libremente entre las hebras. Cepilla con suavidad y sólo cuando tu cabello esté completamente seco (si se seca de forma natural, mejor).

Cabello con frizz

cepillo cilindro
Chaprakova Anastasia vía shutterstock

Necesitas de un cepillo cilíndrico ventilado o uno de base acolchada con cerdas de nylon iónico. Evita el uso excesivo de cremas y productos para peinar para no fomentar la irritación del cuero cabelludo y eliminar las posibilidades de picazón.

Cabello rizado y con tendencia a la resequedad

cepillos para cabello
Africa Studio/Shutterstock.com

Requieres de un cepillo de cerdas semi flexibles o naturales para eliminar nudos de forma segura. Evita cepillar con demasiada fuerza y procura el uso de un acondicionador hidratante además de tu shampoo.

Cabello lacio con tendencia a cuero cabelludo graso

mujer cepilla cabello
puhhha vía Shutterstock

Lo ideal para ti es un cepillo de cerdas duras y/o sintéticas. Aprovecha la facilidad con la que tu cabello evita los nudos de forma natural y enfócate en masajear suavemente tu cuero cabelludo.

Cabello corto

mujer cabello corto lentes
Por margo_black / Shutterstock

Afortunadamente para tu caso, puedes usar el tipo de cepillo que desees, siempre y cuando no tengas predisposición a una complicación en particular. Monitorea el ritmo de crecimiento de tu cabello y lávalo mínimo cuatro veces a la semana.

En general los especialistas suelen recomendar que limpies tu cepillo periódicamente sin importar del tipo que sea para evitar la acumulación de residuos... y acabar llevándolos a tu cabeza. Evita bajo cualquier circunstancia cepillar tu cabello mojado para descartar nudos, frizz y caída prematura de las hebras.