Cuidado del Cabello

Cómo hacer que tu cabello se esponje menos y luzca siempre hidratado

Voyagerix vía shutterstock

Sabemos lo difícil que es tratar de lucir un bonito peinado cuando nuestro cabello está seco y esponjado, pero no te preocupes, un cambio de hábitos en tu rutina del cabello hará que le digas adiós al cabello seco. Con estos consejos lucirás una cabellera mucho más sana, solo es cuestión de ponerlos en práctica para notar la diferencia.

Hábitos diarios para evitar el cabello seco y esponjado

1. Mejora tu alimentación

De acuerdo con especialistas como el Instituto Médico Dermatológico con sede en España y la health coach Beatriz Larrea (en colaboración con la edición española de Vogue), el consumo de alimentos diversos, ricos en vitaminas y minerales, harán que tu cabello esté más hidratado, suave y brillante:

  • Zanahoria: Es rica en vitaminas A, B1, B2, B3, B6, C y K, además de tener fibras y minerales potasio y fósforo que ayudan a mantener el cabello sedoso.
  • Levadura de cerveza: Alimento nutritivo que aporta al cabello una serie de minerales importantes como el hierro, selenio, cromo y cinc. De igual forma contiene complejo B que ayuda a regenerar el cabello seco y esponjado.
  • Alfalfa: Su consumo nos aporta fósforo, potasio, calcio y magnesio, que nos darán enzimas para nutrir y proteger el pelo.
  • Aceite de oliva: Posee un alto contenido de vitamina E, siendo uno de los antioxidantes que más ayudan a proteger el cabello y fortalecerlo.
  • Pistachos: Contiene importantes minerales como las vitaminas A,B y E, también magnesio, ayudando a mantener nuestra piel y melena con mayor hidratación.
baibaz / Shutterstock.com

2. Usa acondicionador

Si no tienes idea cómo hidratar tu cabello seco debes de saber que actualmente existen en el mercado acondicionadores que ayudan a hidratar tu cabello desde la raíz hasta las puntas. El uso frecuente de un acondicionador o dermoacondicionador formulado especialmente para hidratación hará que tu cabello esté más manejable y sin nudos a la hora de cepillarlo.

Recuerda que puedes usarlo desde la raíz o bien de medios a puntas, dejándolo actuar por varios minutos para posteriormente enjuagar con abundante agua. Así evitarás que se quede producto entre las fibras capilares.

MosayMay vía Shutterstock

3. Aplica mascarillas y tratamientos especializados

Aplicar una mascarilla para el pelo una vez por semana, le dará un tratamiento extra de hidratación a tu melena. Elige una mascarilla diseñada para reparar tu cabello después de decoloraciones o de uso constante de altas temperaturas para peinarlo. Además es una buena opción como tratamiento para cabello seco, puedes escoger entre una amplia gama de mascarillas en el mercado adquiriendo la que se ajuste más a las necesidades de tu pelo.

Ten cuidado con los remedios caseros para cabello seco, pues sus ingredientes pueden hacerle más daño que bien a tu pelo. Toma en cuenta que muchos de estos remedios están basados en cultura popular y no han sido aprobados por especialistas en salud capilar. Si estás determinada a usar este tipo de tratamientos, infórmate bien sobre los ingredientes naturales que sí pueden ayudar a mejorar el aspecto de tu melena.

B-D-S Piotr Marcinski / Shutterstock

4. Reduce el uso de calor

El uso frecuente de calor para peinar o secar tu cabello debilita de poco a poco la fibra capilar y hace que se vuelva porosa. Esto a su vez provoca que tu pelo absorba más humedad de lo habitual, lo que provoca un cabello esponjado. De igual forma da paso a las puntas abiertas, dándole un aspecto seco y maltratado a tu pelo.

MilanMarkovic78 vía shutterstock

Si cambias estos hábitos de tu vida diaria, podrás cuidar mejor tu cabello y evitar que quede reseco y esponjado. No olvides que la constancia de estos hábitos harán una gran diferencia en el aspecto de tu pelo.